miércoles, 1 de mayo de 2013

Estudio de viabilidad: Tu mirada

   Ayer estaba conversando con mi mujer y dos chicas más cuando, no recuerdo cómo llegamos a ese punto, ellas nos empezaron a contar cómo habían decidido emprender y ganarse la vida haciendo lo que realmente les apasiona.

   Es una historia extraordinaria. No porque fuera un cuento de hadas y princesas en el que todo era de colorines y sólo pasaban cosas buenas. Nos contaba una de ellas que tuvo que tomar decisiones que la mayoría tacharíamos de locura y que hubo momentos muy duros. Probablemente, más que la historia en sí, que es preciosa, lo que enganchaba era el brillo de su mirada, la pasión con la que nos hablaba.

Espero no olvidar esa mirada. Creo que a la hora de tomar una decisión importante, si no soy capaz de contárselo a alguien con una mirada así, debería (como mínimo) replantearme las cosas. Ya digo yo que esa mirada no, porque no tengo ni los ojos ni la mirada tan bonita, pero al menos sí con ese brillo ;)

   Si buscas en google “emprender” encontrarás muchas entradas del tipo “X consejos para emprender”, “aprende a emprender” …pero probablemente el primer paso es “por qué” emprender, y probablemente una razón que te permita contar tu proyecto, con la misma intensidad que ellas nos contaron el suyo, sea la mejor opción. Igual no para hacerse millonario, pero sí para ser feliz.

   También, al verlas juntas, pude recordar que cuando haces algo es tan importante el QUÉ y el POR QUÉ, como el CON QUIÉN. Soy bastante repetitivo con ese tema en el blog, pero he tenido la suerte de tener muy buenos compañeros y esa es una de las claves fundamentales para disfrutar de tu trabajo.... Me alegró ver ayer que más gente piensa lo mismo, y más que verlo, sentirlo.

   Esta entrada prometía ser más técnica, pero si contara a alguien las entradas que tengo en mente, sin duda esta sería la que contaría con más ilusión. Así que...¿cuál iba a escribir? ;)